Ir al contenido principal

Democracia Radical para una nueva Colombia

¿POR QUÉ QUIERO SER CONGRESISTA?


2010, pre candidatura a la Cámara por Bogotá.
A calzón quita'o y sin pelos en la lengua.



Podría sonar paradójico que cualquier ciudadano de bien, cualquier ciudadano que considere tener una ética y una moral políticamente correctas, quiera acceder a un espacio tan desprestigiado como el Congreso Nacional. Durante los últimos años hemos asistido a un deterioro permanente del principal órgano legislativo del país tomado por los parapolíticos, representantes directos de las mafias criminales del narcoparamilitarismo. Habitado por personajes sin criterio que han protagonizado vulgares episodios de compra y venta de consciencias para congraciarse con un régimen presidencialista que busca su perpetuidad a partir de la manipulación de la Constitución Nacional; invadido por ambiciosos politiqueros de toda especie, corruptos, lentejos y voltiarepas que no conocen de principios de partido e igual están en el liberalismo, el conservatismo, en el uribismo o cualquier otro partido político de garaje (de esos tantos que han conformado las mafias del narcoparamilitarismo y que de manera descarada hoy tienen asiento en el poder legislativo, al igual que en el ejecutivo). Si, cualquier persona que apreciara un poquito sus valores y principios, cualquier persona decente, que quisiera mantenerse al margen de tanta suciedad y no contaminarse de los vicios y podredumbre que se respira en el actual ente parlamentario, no se mediría en una campaña electoral para saltar del sano anonimato al burdo desprestigio que le podría representar ser congresista.

Sin embargo, yo, que me precio de ser un ciudadano del común, que durante años ha tratado de mantener su ética y transitar por los caminos de lo políticamente correcto, de lo legítimo y lo legal, decido arriesgarme y buscar un espacio de representación política en la Cámara de Representantes porque, a pesar de ser consciente de todo lo anteriormente expuesto, creo que es un momento clave en el panorama nacional para defender aquellos proyectos vitales que desde las trincheras de la defensa de los derechos humanos he emprendido desde hace más de una década. Con la Presencia de la Corte Penal Internacional, quienes hemos trabajado por los derechos de las víctimas no debemos excluirnos de los procesos de investigación y apoyo que necesitará la Corte Penal Internacional desde las instancias públicas y políticas que permite la Constitución y la Ley, tampoco debemos marginarnos de la responsabilidad de atajar aquellos micos y trabas que congresistas de las mafias uribistas quieran ponerle a la Corte Penal Internacional, ya la Representante a la Cámara Lucero Cortés, ha salido con un proyecto de Ley que defenderá de los procesos de investigación de la Corte a los Militares que han incurrido en violación de Derechos Humanos y Crímenes de Lesa Humanidad, la congresista uribista quiere anticiparse y lanzarle un salvavidas a carniceros que como cualquier Rito Alejo del Río quieren burlarse de las víctimas y de la justicia evadiendo a toda costa su culpabilidad criminal. Mala jugada de esta “actriz” que ahora representa muy bien su papel para los tinglados del poder mafioso y criminal que la sostienen en el Congreso.

Quiero ir al Congreso, a pesar de que éste, es hoy por hoy, el lugar menos recomendado del país; porque es mi deber moral y mi compromiso social, el restablecimiento de la justicia y la verdad. Porque quiero encontrar eco y respaldo de aquellos pocos y pocas congresistas de bien que entienden que este país no puede seguir siendo un país gobernado por verdugos y victimarios; que hay que parar de una buena vez esa clase emergente que ha hecho su fortuna a través del narcotráfico y la criminalidad y ahora quiere mantener un estatus social y político que no le pertenece, pero que conserva gracias al respaldo de un presidente que pertenece a su clase y quiere legitimar y legalizar una economía criminal y mafiosa. Los nuevos ricos del narcotráfico y el terrorismo oficialista, con su presidente a bordo, deberán ser sometidos a la justicia para que en Colombia impere La ley de la honestidad, la ética, la verdad y la justicia. Para que Colombia sea un país decente y digno.

En el anterior orden de ideas, quiero ir al Congreso porque hay que sepultar la Ley de Justicia y Paz y emanar una nueva Ley que permita superar la impunidad total en que está sumido el país; porque las víctimas de la violencia narcoparamilitar, millones de desplazados, familiares de desaparecidos, asesinados, torturados y masacrados, esperan una Ley integral, coherente y consecuente con su situación; esperan acciones más reales y menos mentirosas que una Comisión Nacional de Reparación y Reconciliación y el Grupo de Memoria Histórica de Bolsillo, donde sus integrantes se conduelen más por los procesos de investigación que legítimamente se establece contra un Vicepresidente al cual lo asecha la sombra de la sospecha, que por las miserables condiciones de vida a las que están sometidas las mismas víctimas que ellos deberían defender y proteger.

Por estas razones, fundamentalmente, quiero ir al Congreso: por la defensa de las víctimas, por reales procesos de justicia y verdad; por el retorno con garantía de millones de desplazados, porque hay que impulsar proyectos de expropiación de tierras a los nuevos ricos del país (NarcoParaLatifundistas); y devolvérselas a sus verdaderos dueños, los desplazados y desplazadas; Porque hay que proteger los recursos públicos que se separan para ayudar a los menos favorecidos y evitar que vayan a engordar las arcas de los ricos y poderosos simplemente porque han sido benefactores-donantes de las campañas políticas del presidente del país. Porque hay que ayudar a depurar la fuerza pública para que se esclarezcan los crímenes que se han cometido sobre miles de jóvenes, más de dos mil casos denominados “falsos positivos” que están en riesgo de quedar en total impunidad. Porque hay que buscar salidas políticas y negociadas al actual conflicto interno, porque hay que seguir impulsando un acuerdo humanitario real que permita el regreso de los secuestrados al seno del hogar; porque estoy en desacuerdo con los tratados de apoyo militar que implican el sometimiento de la soberanía y la autonomía nacional; porque creo en la democracia real y tengo la esperanza de sumar un grano de arena en el restablecimiento de la buena imagen de los órganos de legislación nacional, luego de la expulsión lógica que deben sufrir los representantes de la mafia, la corrupción y el narcoparamilitarismo, que en últimas, son los que someten al escarnio público, crean desconfianza y enlodan el buen nombre del poder legislativo nacional.

He dicho.

Luis Carlos Pulgarín Ceballos.

TENGO LAS MANOS LIMPIAS, NO LE HAGO TRAMPA A BOGOTÁ NI AL PAÍS... ¿Y USTED?


2011 - Candidatura al Concejo de Bogotá.

MI TRABAJO EN DERECHOS HUMANOS Y ACOMPAÑAMIENTO A LA POBLACIÓN VÍCTIMA DE LA VIOLENCIA PARAMILITAR Y DEL TERRORISMO DE ESTADO.

Soy un activista convencido, de la paz y la defensa de los Derechos Humanos. Desde el año de 1995, he estado vinculado a varios procesos de trabajo de acompañamiento a población víctima de la violencia: Lideré un proceso de acompañamiento a población desplazada en 11 municipios de Urabá; en Medellín, luego de haber salido de la zona bananera por amenazas y montajes de un paramilitar de la Convivir Papagayo –Alberto Osorio, hoy libre en total impunidad por cosas de la célebremente triste y mal llamada Ley de Justicia y Paz-, participé de una mesa de coordinación de trabajo de población desplazada en 13 barrios periféricos de Medellín, donde logramos construir un barrio -San José de Bello Oriente- para 52 familias en situación de desplazamiento. Desde 1998, estoy en Bogotá; llegué a realizar un trabajo en Cazucá (Soacha), sector al cual sigo ligado por algunos procesos con la organización de base CEDEPAZ, y por los afectos y relación de amistad con las organizaciones de la MIGD. En Bogotá he desarrollado un amplio trabajo social y cultural en el ámbito Distrital, con énfasis en localidades como Ciudad Bolívar, San Cristóbal, Teusaquillo y Chapinero Igualmente he trabajado en el Cauca, donde acompañamos una etapa inicial de un proceso organizativo con la población desplazada del Alto Naya.

Fui coordinador y coautor de la primera investigación que rindió cuenta del proceso de expansión paramilitar en Urabá, Antioquia, gracias a la alianza entre paramilitares de Córdoba, sectores económicos y políticos de la zona y reinsertados del EPL. Dicho informe se tituló “Urabá el mayor éxodo de los últimos años”. Posteriormente realicé una investigación en el Darién panameño, el texto producto de esta investigación se tituló “Refugiados colombianos en la frontera colombo panameña”. Igualmente varios textos de reflexión y opinión sobre la situación de Urabá, fueron publicados por el periódico El Colombiano, y otros periódicos regionales y nacionales.

Actualmente coordino, a nivel nacional, la campaña UN MILLÓN DE POEMAS CONTRA LA GUERRA, LA IMPUNIDAD Y EL OLVIDO, lanzada el 12 de septiembre de 2009, en la Plaza Bolívar. Esta campaña cuenta con el apoyo de innumerables ONGs y organizaciones sociales y culturales.


MI TRAYECTORIA ARTÍSTICA Y CULTURAL.

• Premio Nacional de Dramaturgia Para Niños 2001
• Beca de Creación en Teatro IDCT 2002.
• Premio Nacional del concurso “Poesía Capital”, convocado por la Casa de Poesía Silva con el apoyo del Ministerio de Cultura, 2005
• Ganador del Concurso Tertulias a la Francesa con el proyecto “las Bodas de Fígaro”; Fundalectura y Embajada de Francia, 2006.
• Premio (compartido) en concurso nacional de proyectos para televisión “No se le arrugue” de Producciones PUNCH, año 2000.
• El programa PLANETA NIÑOS (Canal uno-RTI), del cual fue libretista: nominado a mejor programa infantil del año 2005 por el periódico El Tiempo.
• Mejor actor del 3er Festival Regional de Teatro Urabá 92.
• Invitado especial de la 3ª. Feria Internacional del Libro del Zócalo, México D.F., en el marco del proyecto “Bogotá suena – ciudad invitada de honor”, año 2003.
• Ha publicado: “ESTA FABULILLA ES UNA FARSA (teatro infantil); IDCT-Alcaldía Mayor de Bogotá, 2002; “LA TRAGICA HISTORIA DE AMOR DEL GATO ROMEO Y JULIETA, LA RATONA” (cuento), Panamericana Editorial, 2004; entre otros textos.
• Publicaciones suyas en: Revistas Golpe de Dados; Revista Casa de Poesía Silva; Periódico El Espectador; entre otros.


EL TRABAJO POLÍTICO ACTUAL.

Mi candidatura, hace parte de una propuesta sugerida por un grupo de víctimas de la violencia, en su mayoría líderes en situación de Desplazamiento, de diversas regiones del país y, sobre todo, de Urabá y Antioquia, asentados actualmente en varias localidades de Bogotá, y con un proceso organizativo y de luchas sociales muy sólido. Igualmente ésta propuesta está apoyada por un sector cultural, ambiental e intelectual del Distrito Capital, como también de varios líderes –ex candidatos a diferentes JAL y actores comunales de localidades como Suba, Ciudad Bolívar, San Cristóbal, Kennedy y Usme-.

TENEMOS LAS MANOS LIMPIAS, NO LE HACEMOS TRAMPA A BOGOTÁ NI AL PAÍS. TENEMOS LAS MANOS LIMPIAS... ¿Y USTED?.


2011, candidatura al Concejo de Bogotá.
ESTE ES EL PLANTEAMIENTO DE POR QUÉ INSISTIMOS EN UNA CANDIDATURA A LA CÁMARA DE REPRESENTANTES POR BOGOTÁ, AÚN POR FUERA DEL ESCENARIO POLÍTICO QUE EN UN PRINCIPIO PENSAMOS ESTAR...

Lo plantearé de la siguiente manera: La izquierda colombiana, no tiene una representación real en las próximas elecciones presidenciales de 2010. El candidato que se dice de oposición al régimen presidencialista que nos gobierna, teniendo en cuenta sus últimas actuaciones en el legislativo y sus afirmaciones de campaña, no es ni chicha ni limoná como se dijera en la famosa canción protesta de los 60s. Considero igualmente que los movimientos y líderes políticos que -siendo de izquierda radical-, se pliegan a una candidatura presidencial difusa, como estrategia de mantener sus curules en el congreso de la república - o de llegar a éste-, están diluyendo toda posibilidad de coherencia y consecuencia política con la necesidad de una verdadera alternativa de oposición al Sistema de gobierno actual.

Hemos estado como militantes rasos del PDA, no tanto por el conjunto de los sectores políticos (Partidos y Movimientos), que lo integran, sino por la convicción de que éste, era una opción real de oposición al Modelo narcoparalatufundista y neoliberal que se nos impone desde el actual gobierno; porque, al menos yo, me he considerado un ser coherente y consecuente con la realidad que agobia a millones de colombianos y colombianas víctimas de la violencia ubérrima y narcoparalatifundista; millones de colombianas y colombianos que sufren el rigor de la exclusión de un sistema económico desigual; millones de colombianas y colombianos que reclaman un sistema de justicia real y una forma de administración pública menos corrupta y con más oportunidades para los pobres y desposeídos. No somos, o no soy, un político de tradición y de trayectoria, aunque he tenido mis pinitos, como candidato al concejo de Apartadó, e integrante de la lista que la Dra. Gloria Cuartas encabezó en las alecciones al senado del año 2002. Provengo de un trabajo comunitario y de acompañamiento a víctimas de la violencia por compromiso social y convicción, y del sector artístico cultural por vocación, exiliado de Urabá desde el año 1996. Intentamos, con un grupo de amigos y amigas, víctimas de la violencia, artistas y trabajadores de ONGs; obtener el aval del PDA para participar en la lista de éste partido con una candidatura a la Cámara de Representantes, pero no se dio la oportunidad de escucharnos siquiera porque los avales los repartieron –a puerta cerrada-, entre los amigos de las actuales estructuras del Gobierno Distrital y las mafias clientelistas de los representantes y senadores actuales del partido, cerrando las puertas a nuevas representaciones políticas dentro del partido.

Ante esta nueva realidad, nos consideramos por fuera del POLO. Hemos sido llamados por algunos de los candidatos que sí obtuvieron aval, y nos han mandado razones con amigos y amigas, los miembros de otras campañas que ya están jugando en el visto bueno del partido; para que nos sumemos a sus procesos. Lo hemos estado pensando, hemos establecido diálogos con muchas personas que, de manera generosa, han simpatizado con mi postulación, y finalmente, hemos decidido que –como lo plantearán las víctimas de la violencia que me han impulsado en este proyecto- no vamos a cargarle el ladrillo a nadie y que tenemos el pleno derecho a participar con nuestras propuestas para el bien de Bogotá y Colombia.

No vamos a sumarnos a una lista solamente para hacernos contar y preparar terreno para una siguiente campaña, como lo están haciendo muchos de los que quedaron en la lista conformada por el PDA; cuando decidimos hacer esta apuesta, lo hicimos con la firmeza de todo buen jugador: ganar. Por ello, no vamos a dejar el proyecto en la mitad del camino, pese a que es más incierto el estar sin partido. Pese a que se nos llena de dudas el alma, porque abordar un nuevo escenario político, me significa un dilema profundo en torno al destino de mi amistad y afectos por una campaña ética y transparente como la de la Dra. Gloria Cuartas, candidata al senado a quien pretendía acompañar en calidad de fórmula.

Cambiamos de escenario político, no de ideología, cambiamos de escenario político no de lógicas y perspectivas en torno a la coherencia y la consecuencia política que demanda actualmente el país; cambiamos de escenario político no entregamos principios, seremos una voz socialista en los nuevos escenarios políticos a los cuales lleguemos…

Nuestra campaña seguirá siendo una campaña contra la guerra, la impunidad y el olvido.
Contra la guerra, porque hay que denunciar ya que la guerra es una estrategia económica y política que no sólo la hacen los grupos armados ilegales que tanto persiguen las fuerzas oficiales. La guerra genera dividendos económicos y políticos para ideólogos, autores intelectuales y financiadores que –perteneciendo al establecimiento- han acrecentado con ella –la guerra-, sus latifundios –más de cinco millones de hectáreas robadas a las víctimas de la violencia, en los últimos 15 años, así lo demuestran-; genera dividendos políticos – la violencia conservadora contra el liberalismo en la denominada violencia política luego del asesinato de Gaitán, luego, la violencia del binomio liberal conservador contra la izquierda comunista, ahora: los actuales procesos de la parapolítica y el fortalecimiento electoral de aquellos grupos de extrema derecha en regiones donde los asesinos han exterminado –con total impunidad- la oposición política, así lo demuestran. La guerra en Colombia es un hecho vergonzante que permanentemente ha sido impulsada por las élites políticas y económicas para preservar los privilegios que les da el poder y por eso han creado monstruos generadores de terror y muerte que primero llamaron pájaros y hoy denominan paracos. Paracos que quieren legitimar con una guerra antisubversiva, una guerra contra unas guerrillas que por el desgaste de una lucha larga y prolongada se han deteriorado y hacen más compleja e incierta la realidad de los colombianos y colombianas que tanto anhelamos nuestro derecho a vivir en paz.

Contra la guerra porque es hora, entonces, de que aceptemos que en Colombia sigue existiendo un conflicto, que los actores armados continúan su fortalecimiento cada uno por su lado: los paramilitares bajo la protección de la mal llamada ley de justicia y paz, con nuevos nombres y nuevos comandantes que han relevado a los que hoy por hoy gozan de los beneficios otorgados por un gobierno que les resulta demasiado afectuoso; la guerrilla, porque a pesar de los duros golpes que a sus estructuras les han dado las acciones combinadas del ejército nacional con los paramilitares, muy seguramente están acumulando fuerzas desde las retaguardias a las cuales se han ido retirando para contener las acciones de sus enemigos naturales y saldrán cuando menos lo esperemos, a contraatacar y recuperar territorios con acciones tan violentas que van a afectar, lastimosamente, la población civil que esté a su paso; y la fuerza pública, porque la política guerrerista del actual gobierno les ha abonado el camino de la inmunidad para la acción del todo se vale, todo está permitido, la guerra hay que ganarla a cualquier precio (aún, a costa de burlar convenciones y símbolos establecidos internacionalmente para crear espacios de neutralidad y humanitarismo en medio de la guerra), no sólo con el fortalecimiento a los presupuestos para el gasto militar, sino que además con la protección indiscriminada a aquellos generales que como Rito Alejo del Río –que mancillan y desdicen del honor del ejército nacional por sus acciones violatorias a los derechos humanos-, se han venido burlando de la justicia colombiana a pesar de sus crímenes de lesa humanidad.

Contra la guerra porque también hay que hacer un juicio a los financiadores de la guerra, a quienes han propiciado durante décadas la aparición y fortalecimiento de los grupos paramilitares y sacado múltiples beneficios de la acción criminal de dichos grupos: empresas internacionales, gremios nacionales, las élites políticas y económicas que hoy se han ido descubriendo gracias a los valientes procesos investigativos que ha adelantado la Corte Suprema de Justicia sobre el caso de la parapolítica nacional que, entre otras cosas, involucra un alto número de congresistas y dirigentes políticos muy allegados al actual gobierno colombiano.

Contra la impunidad porque es imposible la reconciliación nacional sin verdaderos hechos de justicia, verdad y reparación integral para las víctimas. Porque hay que revisar profundamente los actuales procesos de “negociación” entre el narcoparamilitarismo y el gobierno nacional, porque es injusto que 19 mil victimarios -integrantes del paramilitarismo- anden libres por las calles y pueblos del país, gozando de beneficios económicos de un proceso de reinserción aún no legalizado en acto legislativo alguno y sin la apertura de verdaderos procesos judiciales que los lleve a asumir sus responsabilidades por los crímenes cometidos, mientras que más de tres millones de desplazados y desplazadas andan viviendo los rigores y la inclemencia de la miseria a los cuales los han arrojado los narcoparamilitares y terratenientes del país que se han robado sus tierras –más de cuatro millones de hectáreas usurpadas en este proceso de contrareforma agraria armada en los últimos 15 años-, y por la indolencia de un gobierno que se ha caracterizado por cuidar más los intereses económicos y políticos de los mismos victimarios que por verdaderos procesos de justicia y dignidad social de las víctimas del conflicto. Porque muchos de los paramilitares libres, hasta hace poco tiempo de bajo perfil en las filas de sus grupos, ahora administran carteles del delito que perpetuán la guerra sucia, como pasa en Medellín, además de continuar administrando los negocios ilegales de sus patrones que, hoy desde las cárceles colombianas y estadounidenses, tienen total libertad para seguir orientando a sus subalternos en la acción criminal y delictiva.

Contra el olvido, porque ningún gobierno está legitimado para decretar la desmemoria, porque en Colombia además del terrible crimen del secuestro, cometido igual por paramilitares, guerrilleros y delincuentes comunes al servicio de los diferentes grupos ilegales colombianos, no podemos olvidar que también hay más de tres millones de desplazados, secuestrados por el hambre y la pobreza en sectores tuguriales de las grandes ciudades del país; miles de madres, padres, esposas, hijas, hijos, hermanos, mujeres y hombres secuestrados por el duelo no elaborado, el dolor y la incertidumbre, de no haber sabido nunca cual fue el verdadero suplicio de casi 10 mil desaparecidos, torturados y abandonados en fosas comunes. Porque tampoco podemos olvidar el magnicidio de la Unión Patriótica, el magnicidio de Rodrigo Lara Bonilla, Luis Carlos Galán, Carlos Pizarro, Jaime Pardo Leal, Bernardo Jaramillo Ossa, y tantos otros dirigentes colombianos que cayeron asesinados sin que hasta el día de hoy se hayan establecido claros procesos de vinculación judicial a autores intelectuales que dada la situación del país, muy seguramente, están más cerca de las puertas del Palacio de Nariño que de una cárcel colombiana.

JUEVES 22 DE OCTUBRE DE 2009


ENLACE DE LA RED NACIONAL DE DRAMATURGIA

LUIS CARLOS PULGARÍN CEBALLOS
EN BLOG DE LA RED NACIONAL DE DRAMATURGIA:

http://luispulgarin.blogspot.com/

DOMINGO 11 DE OCTUBRE DE 2009


CARTA DE GLORIA CUARTAS EN APOYO A CANDIDATURA DE LUIS CARLOS PULGARÍN CEBALLOS


Luis Carlos Pulgarín: Se que juntos avanzamos, recreando como tú y yo lo hemos hecho desde nuestra experiencia en Apartadó, en tiempos de silencio y de oscuridad, tierra que aun clama por la verdad ( Laboratorio de Uribe y la seguridad democrática) . Desde allí traemos las razones para creer y seguir insistiendo en el derecho a la paz con justicia. Sentí alegría al ver ya tu nombre propuesto a la Cámara de Representantes por Bogotá.
Esta realidad que nos enseño el ARTE... Tú eres reserva moral en esta ciudad que te acogió, que me acogió. Le decimos a BOGOTA tu suerte es nuestra suerte....Bogotá nos devolvió la fe, la esperanza, nos tenía reservado un bálsamo en nuestras vidas, nos reservo aquí el lugar de la amistad, de las amigas y amigos que nos han mantenido con ilusión sin perder la esperanza. Esta tierra nos dio el valor para no renunciar a la verdad, a la memoria, desde aquí pudimos recorrer sin fatiga los diversos territorios de este país que amamos y sabemos merece mejor suerte, que no puede seguir en medio de la mentira, el odio, el miedo, usando leguajes que dan su propio sentido de exclusión. No podemos tolerar como si fuera natural el atropello a las Cortes, la compra de “voluntades “, la destrucción de la constitución de 1991, el desconocer la historia de un conflicto en Colombia y el dolor infinito que hoy vivimos. No podemos tolerar silenciosamente la entrega de la soberanía nacional a las bases militares de los Estados Unidos y hacer de Colombia puerto seguro en la profundización de la guerra y la destrucción de los procesos Latinoamericanos. La imposición de un dios que “elige” salvadores en nombre de la humanidad, sin compasión, sin equidad, unos medios al servicio de la propaganda del autoritarismo, de la DESEPERNZA y esta práctica ha configurado el modelo educativo que necesita “educando” las generaciones jóvenes bajo las anteriores guías y a la nuestra asesinándola de palabra y de cuerpo.
En Bogotá se hizo más fuerte nuestra vocación de paz y dignidad. Porque hasta aquí nos persiguieron nuestros amigos y amigas que vimos morir, hasta aquí y aun todavía nos acompañan los vientos que traen el dolor de los pájaros, del agua, de los campos, las hortalizas pisoteadas, del arroz y la panela arrastrada por las manos de la muerte, de los miles de rostros indios afro, campesinos desterrados de tierra donde el petróleo, el carbón, el oro, en fin esta naturaleza que es verde todavía porque aun se alimenta de nuestra insistente lucha por la paz y la salida política a nuestros conflictos. En Bogotá aquí nos encontramos miles y miles de personas que vivimos morir, que seguimos viendo morir a nuestros seres más queridos... en esta tierra a veces lejana, La cultura nos habilito y nos permitió un refugio, un lugar y empezamos a pertenecer a esta ciudad y la memoria viva de nuestro país nos da la autoridad moral de insistir en la paz con justicia, en descubrir nuevos lenguajes que transformen las relaciones de poder.
Siento que el camino cultural que has recorrido desde siempre es un acumulado que da certeza en esta forma alternativa de vivir la práctica política de formas diferentes a esas que nos imponen cadenas y somete la conciencia. Tú y yo vamos en una fórmula alternativa. Somos parte de la Acupuntura social que encuentra en tu vida y en mi vida, en la gente que rodea los caminos del cuidado de la naturaleza, las pedagogías culturales ciudadanas, el trabajo por la paz y la integración Latinoamericana.
Estamos trabajando por un país sin miedo: Territorios de Esperanza con Dignidad. Sabemos que en medio de oscuridad y la muerte la vida se potencia, la capacidad de resistir y proponer formas nuevas de mantener viva la memoria, de resolver los conflictos, crear sistemas económicos desde la agricultura limpia y cambios en los usos cotidianos del consumo, conocemos en Bogotá en el país las rutas de la solidaridad y de miles de experiencias que nos permiten afirmar que podemos salir del miedo, de la incertidumbre de la dictadura de la muerte.Luis Carlos.... Caminamos con el POLO, con Gaviria. El 27 de Septiembre es una parte del camino, seguiremos cruzando desiertos pero allí también existen otras formas de vida, otras realidades.
Creo en ti y sé que caminamos ya en la consolidación de espacios de vida y esperanza. Contigo y con toda la gente vamos juntos al Congreso. Desde allí amplificaremos la vida y el derecho a la paz
Con todo mi cariño Gloria Cuartas Senado 2010-201413 RAZONES PARA VOTAR POLO y 13.
Concejo de MANOS LIMPIAS: OTRA BOGOTÁ ES POSIBLE!
Propuestas del candidato Luis Carlos Pulgarín Ceballos.

1). GOBIERNO JUSTO Y TRANSPARENTE.

Es Posible jugarle limpio a la ciudad, Cero corrupción, con entrega de herramientas pedagógicas y de participación para que la ciudadanía en general vigile la acción de los funcionarios públicos de la ciudad. Los funcionarios públicos, todos y todas en general, son empleados de la ciudad y sus habitantes; el funcionario público no hace favores, garantiza derechos a una ciudadanía que lo elige y paga sus salarios con su esfuerzo e impuestos. Todas las acciones del funcionario público en materia de su función laboral y ética, serán supervisadas por comités comunitarios de ética y responsabilidad pública en apoyo con las redes de veeduría ciudadana. Proponemos la constitución de 21 comités comunitarios de ética y responsabilidad pública, 20 que actuarán en función de las 20 alcaldías locales y un Comité dedicado al seguimiento de la acción gubernamental de la Alcaldía Mayor de Bogotá y sus entes descentralizados. A los miembros de dichos comités comunitarios se les debe garantizar el acceso a información de acciones públicas y gubernamentales y se les debe integrar a los comités técnicos de ejecución de los proyectos contratados en el Distrito.

2). MOVILIDAD.

Es Posible una ciudad con mayor comodidad en lo que a movilidad se refiere y con menos contaminación: Impulsaremos el uso de la bicicleta como alternativa de transporte público, instaremos por la creación de no menos de 50 parqueaderos gratis para bicicletas en puntos estratégicos de la ciudad, financiados por el Transmilenio y bajo la responsabilidad de la Secretaría de Movilidad Distrital.
Nuestras propuestas de movilidad buscan también que sea Posible bajar la tarifa del servicio de transporte público para los y las millones de usuarios y usuarias que abordan Transmilenio; hasta en un 16% para que no se pague más de 1400 pesos de pasaje, igual que lo haríamos en un servicio público tradicional, es decir en un bus. Trabajaremos por un sistema Integrado de transporte Público eficiente y de calidad. El Tranvía, el tren de cercanías y una amplia red de ciclorutas serán complementos de eficiencia y avance en la superación de los traumáticos complejos que enfrentamos en la ciudad. Seguiremos defendiendo la idea del Metro para la ciudad y la necesidad de articular a nuestro sistema de transportes el aéro metro para Ciudad Bolívar, y otras partes altas de la ciudad. Apoyaré de manera decidida, alternativas diferentes al Transmilenio por la séptima, antigua calle real de Bogotá.

Se impulsará un proyecto de Cultura Ciudadana que convenza a los ciudadanos a no hacerle conejo a la política del Pico y Placa; no más compra de parque automotor, incentivos y reconocimientos públicos al buen vecino, el que comparte su carro con amigos y familiares en su día de tránsito sin pico y placa.

3). PROYECTO ALTERNATIVO DE CIUDAD; DEFENSA DEL TERRITORIO Y DIGNIDAD CIUDADANA.

Es Posible la Defensa del territorio. Los habitantes históricos de aquellos barrios donde proyectos como el Plan Centro, Ciudad Salud, el Aeropuerto el Dorado, entre otros proyectos de reforma Urbana (sector de la avenida el Dorado, Barrios como el Recuerdo, Usme, entre otros); serán protegidos de manera prioritaria para se les garantice su permanencia en sus barrios y se les brinden oportunidades de integración y beneficio en dichos proyectos de desarrollo y reforma urbana. Cero expropiaciones o pago injusto a viviendas de residentes históricos en espacios dónde se plantean procesos de reforma urbana.

4). MEDIO AMBIENTE.

Es Posible la defensa del medio ambiente y los derechos de dignidad de los animales: Ruta ambiental: Recorridos ecológicos por los cerros y humedales; acción de recuperación del río Bogotá “Bogotá mi río”. Creación del circuito o corredor ambiental y cultural de los cerros orientales, desde Usme hasta Engativá. Respeto a zonas de reserva o zonas verdes en toda construcción de reforma urbana. Los cerros orientales y los humedales de la ciudad serán sujeto de un proyecto que garantice una política tutelar que impida procesos de urbanización y extensión residencial y comercial. Creación de gestores locales ambientales. Defensa de los animales. Creación de centros de albergue para animales de la calle. Control a almacenes o tiendas de mascotas; mataderos, veterinarias y demás centros que tengan dentro de su actividad comercial diaria el manejo de animales. Constitución del Consejo Distrital de Protección Animal.

5). ARTE, COMUNICACIÓN, CULTURA CIUDADANA Y AMBIENTE SANO.

Es Posible la acción del arte para la instauración de una verdadera cultura ciudadana. Instaremos por la defensa del arte popular y el patrimonio cultural de la ciudad: el septimazo y la ciclo vía dominical. Declaración de la Casa de Poesía Silva y la Corporación Colombiana de Teatro, como patrimonio cultural de Bogotá. Financiación digna para eventos populares y alternativos como el Festival Alternativo de Teatro, el Festival Internacional de Teatro de Calle; entre otros eventos realizados por artistas de Bogotá. Revisión de las políticas públicas del Distrito y evaluación de la efectividad del Sistema Distrital de Cultura. Validación del sector artístico de la ciudad a IDARTES para que éste efectivamente cubra las necesidades del sector, con amplitud, democracia y equidad presupuestal; revisión del sistema tributario al cual son sometidos los grupos artísticos de la ciudad por el hecho de ofrecer sus espectáculos y productos artísticos en una sala o escenario cultural; ampliación a la política de Salas Concertadas.

Arte y cultura para la integración ciudadana. Arte y cultura para el arraigo y la resistencia popular. Arte y cultura como medio de expresión de los jóvenes. Arte y cultura como medio de fundamentación de una nueva ética ciudadana, arte y cultura para el crecimiento alegre de los niños y niñas. Apoyo a grupos juveniles y comunitarios de arte y cultura. Creación de la colección poesía capital, teatro capital, cuento capital, novela capital, ensayo capital, financiada por el Concejo Distrital como reconocimiento a los escritores nacidos y residentes en la ciudad.

Instaremos por la Defensa de los medios de comunicación comunitaria y desarrollo de las Tics. Canal Capital deberá ser un canal alternativo y comunitario. Los medios de comunicación comunitaria y alternativa participarán en procesos de contratación para difusión de mensajes institucionales del distrito, con garantías de prelación ante la industria de los medios masivos. Los medios de comunicación comunitaria deberán ser, junto con la escuela y las organizaciones de arte y cultura, instancias primarias de formación y sensibilización ciudadana en pro de la convivencia y la paz distrital.

6). FINANZAS PÚBLICAS, REBAJA EN IMPUESTOS A ESTRATOS 1, 2, 3 Y 4.

Es Posible la Defensa de las finanzas públicas: La ciudad no tiene porque seguir pagando los altos costos de intermediación que representa millones de trámites diarios de ciudadanos y ciudadanas en las cajas de la banca privada, tampoco tiene por qué seguir financiando los proyectos de grupos financieros y bancarios que trabajan con los intereses de los dineros del erario público. Proponemos el Banco Distrital, para que los excedentes resultantes del rendimiento de los dineros públicos se inviertan en política social. Así mismo al ahorrarnos la intermediación, se podrán rebajar impuestos y servicios públicos pagados por la ciudadanía capitalina. Los Estratos más pudientes deberán subsidiar con sus impuestos a los sectores menos favorecidos. Apoyaremos la creación del impuesto de plusvalía que deben pagar los grandes constructores de la ciudad en megaproyectos de urbanización y reforma urbana.

7). PARTICIPACIÓN, AUTONOMIA Y PODER POPULAR.

Es Posible la descentralización y la participación para el empoderamiento político y administrativo, local y comunitario. Defenderemos la autonomía local, la cual debe empezar por la elección popular de alcaldes locales. Defenderemos los intereses de la ciudadanía en general: Planeación presupuestal participativa. Asambleas locales permanentes de participación y control ciudadano. Participación como principio de construcción de poder popular. La administración deberá garantizar Escuelas Permanentes de Liderazgo Social y Político.

Es Posible la defensa de los espacios de integración logrados por el POLO para la amplia inclusión de la política de género, la política de la diversidad, con nuevas casa de equidad, nuevos centros LGBTI y políticas de protección de la identidad cultural de los pueblos rom, afro e indígenas que habitan la ciudad. Se debe desarrollar un censo que por sector poblacional (Afro, indígena, LGBTI desplazados), nos permita saber cuántos son, dónde y en qué condiciones están, es la única posibilidad de establecerles política pública eficiente.

Instaremos por la creación de la Secretaría de la Mujer, la Juventud, la Infancia, de la cual dependa la subsecretaría de la tercera edad y las personas en condición de discapacidad. La política de género, juventud e infancia serán autonomía de dicha secretaría así como los planes y programas para la tercera edad y personas en condición de discapacidad.

Es Posible la participación cualificada y decidida de las Juntas de Acción Comunal y organizaciones de Propiedad Horizontal participando en los procesos de construcción de otra Bogotá Posible. Las Acciones Comunales deberán contar con el apoyo decidido de la administración para su funcionamiento. Los salones de las Juntas de Administración Comunal, deben ser casas vivas de encuentro ciudadano, con sus puertas abiertas, ser centros permanentes de integración, formación, información ciudadana y comunitaria.

8). DERECHOS HUMANOS, PROTECCIÓN A VÍCTIMAS DEL DESPLAZAMIENTO Y SEGURIDAD.

Es Posible instaurar una política pública de Derechos humanos y protección a la población víctima del desplazamiento. Se debe crear el observatorio de DDHH y la escuela distrital de derechos humanos, desde la cual se formarán gestores locales de derechos humanos para la protección de derechos ciudadanos en las 20 localidades de la ciudad. La Oficina de Derechos Humanos deberá garantizar funcionarios para acompañar a la ciudadanía en procesos policivos como aquellos de desalojos de viviendas y edificios y de defensa del espacio público donde se vean involucrados vendedores informales. En todo caso, los funcionarios de Derechos Humanos deberán velar porque la acción policiva garantice el respeto a la integridad humana de las personas desalojadas.
Instaremos por la creación del Consejo Distrital de Trabajo con Población Desplazada, el cual dependerá de la Oficina de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobierno.

Es Posible garantizar una política de seguridad eficiente y coordinada con la ciudadanía; sin el procedimiento del garrote, el bolillo y la represión militar; con acciones de prevención, pedagogía y cultura ciudadana. Se propone la revisión de los planes de seguridad ciudadana actuales en mesas locales de coordinación de seguridad ciudadana y se priorizarán propuestas de cerramientos de conjuntos residenciales en sitios críticos por la acción delincuencial. Con proyectos de inclusión, resocialización y empleo se buscará disminuir el flujo de delincuentes y pandillas.

9). SALUD, PROTECCIÓN SOCIAL Y SERVICIOS PÚBLICOS.
Es Posible una ciudad con una política de seguridad social y servicios públicos a menor costo, para ello Defenderemos el patrimonio público de la ciudad representado en empresas como la ETB y la nueva EPS Distrital, así como las empresas se servicios públicos (Gas, agua y energía); que deben ser totalmente públicas y distritales. Con ello haremosPosible la rebaja en la tarifa de los servicios públicos en Bogotá, el no corte del servicio del agua (derecho mínimo vital o derecho universal), por retardo en el pago de un recibo. Instaremos por la creación de la liga distrital de usuarios de servicios públicos que en sub acción de protección y defensa de la ciudadanía tengan la garantía de establecimiento de trabajo en la cual también participen autoridades distritales y altos directivos de las diferentes empresas de servicios públicos.

Impulsaremos la idea de las Empresas Solidarias de Salud, procesos de salud construidos y administrados desde la comunidad. La EPS distrital deberá ser totalmente pública, sus acciones íntegramente del Distrito, y su acción deberá empoderar la red hospitalaria pública distrital. El Hospital San Juan de Dios podría ser patrimonio distrital a partir de la existencia de la EPS distrital. Propondremos un proyecto de prevención comunitaria de salud, al cual se vinculará una red de practicantes de últimos semestres de medicina y psicología, ampliando la oferta de espacios para que éstos, los estudiantes, desarrollen sus prácticas profesionales.

10). PRODUCTIVIDAD Y EMPLEO.

Es Posible una política pública de empleo y Defensa de los intereses de los vendedores informales: Organización y alternativas de uso del espacio público. Capacitación y capital semilla para Proyectos productivos y/o reubicación en locales viables, en lugar de la ley del bolillo y el despojo de mercancías a los vendedores ambulantes. Los jóvenes, mujeres y personas desempleadas tendrán prioridad en un banco de proyectos distrital. Se trabajará con las empresas para que la oferta de empleo se direcciones a la vinculación de personas de los sectores, barrios y/o localidades donde están las sedes de dichas empresas. Se trabajará un proyecto de acuerdo que permita a los nuevos microempresarios y pequeños comerciantes, tener un tiempo de gracia, hasta por seis meses mientras logran el punto de equilibrio, para la grabación de los impuestos y trámites legales que deben asumir luego de registrar la existencia de su establecimiento comercial y/o productivo. Se deberán crear planes de choque para el desempleo que va a generar la entrada en vigencia del SIPT (empleados y dueños de restaurantes y cafeterías en sectores aledaños a los actuales paraderos, conductores del actual sistema de transporte, calibradores y demás).

11). EDUCACIÓN, INFANCIA E IMPULSO A LA CIENCIA Y LA TECNOLOGIA.

Es Posible el apoyo al mejoramiento de los proyectos de gratuidad en la educación, con integración de componentes de calidad pedagógica y subsidios para transporte, uniformes y útiles escolares para los niños, niñas y jóvenes. Impulso a proyecto y programas de ciencia y tecnología desde la escuela a través de una Feria Anual de la Ciencia y la Tecnología. La defensa de la educación y la universidad pública será una de nuestras mayores preocupaciones. Trabajaremos de mano de los docentes del distrito, una política pública educativa que garantice, dignidad al maestro y calidad educativa para nuestros niños, niñas y jóvenes. Apoyaremos el proyecto de creación de preescolares y párvulos, con política de gratuidad, para que niños y niñas (a partir de los dos años), de sectores menos favorecidos tengan acceso a su pleno desarrollo motriz y cognoscitivo.

12). SEGURIDAD ALIMENTARIA.

Es Posible la defensa y ampliación de las políticas alimentarias, creando nuevos comedores comunitarios, nuevos espacios para los mercados campesinos. Apoyo a la creación de reservas campesinas e incentivos para la agricultura urbana y el intercambio comercial con los productores agrícolas del sector rural de Bogotá y las regiones de Cundinamarca. Redes de intercambio agrícola. Los productores de reservas campesinas, agricultores de las regiones vecinas y asociaciones de agricultores urbanos, deberán ser integrados a la red de abastecimiento de los comedores comunitarios de la ciudad.

13). FRENTE AMPLIO PARA LA CONSTRUCCIÓN DE ALTERNATIVAS POLÍTICAS DIGNAS Y DE RENOVACIÓN PARA LA CIUDAD.

Es Posible que Bogotá y Colombia cuenten con líderes sociales y políticos alternativos, dignos y decentes que sean referencia de lo ético, de la justicia social y la defensa de los intereses de los sectores menos favorecidos de la ciudad y el país. Tenemos derecho a tener dichos partidos. Trabajaremos en pro de un Frente Político Amplio, con demócratas liberales, conservadores, de izquierda y demócratas independientes; que permita la renovación en las prácticas políticas de la ciudad. Que permita la cualificación de una nueva generación de gobernantes de la ciudad y el país. Que garantice el establecimiento de una continuidad democrática en el proyecto de poder y gobierno de la ciudad a fin de consolidar los avances en la política pública social y de prevalecer los derechos ciudadanos por encima de los partidos, pues no debemos olvidar las palabras del legendario Sacerdote Camilo Torres quien nos convocaba a entender que el hambre de los pobres no tiene color ni tinte político.


Entradas populares de este blog

BIOGRAFÍA MÍNIMA Y HOJA DE VIDA PROFESIONAL

- DATOS PROFESIONALES

LA TRÁGICA HISTORIA DE AMOR DEL GATO ROMEO Y JULIETA LA RATONA

Esta es la trágica historia de amor de Romeo Montesco y Julieta Capuleto, un aristocrático gato de ojos azules con gustos muy particulares: sólo se alimenta de verduras y leche, y ella es una dulce pero valiente ratona; ambos harán hasta lo imposible por inmortalizar su unión por los siglos de los siglos, amor.
Todo parece estar en contra de esta curiosa pareja, él, un gato, ella, una ratona, que pertenecen a dos familias enemigas que por ningún motivo aceptarán la sublime unión del sentimiento de sus hijos.
Al final de esta historia hay una esperanza. Por más trágico que sea el destino de estos protagonistas, este libro te permite interceder en la narración para que crees un desenlace distinto, eso, sin olvidar lo que es una tragedia...
Formato 13,5 x 20,5 cm, tapa rústica 104 páginas, Color ISBN 9583016381 Código 288957

HOJA DE VIDA ARTÍSTICA ENERO 2013